Blog

dónde comer en Caldes d'Estrac

Dónde comer en Caldes d’Estrac: los restaurantes con mejores reseñas

Como ya sabéis bien, el Maresme es una comarca con una gran cultura gastronómica. Por ello, en La Maison de Llavaneres queremos seguir recomendándoos los que son los mejores restaurantes de, en este caso, el municipio de Caldes d’Estrac. ¡Estamos seguros de que os pasaréis por alguno de los siguientes más de una vez! Coged papel y lápiz para apuntar bien dónde comer en Caldes d’Estrac. 

Los mejores restaurantes donde comer en Caldes d’Estrac: Can Suñé

Este restaurante ofrece pescados y platos marineros típicamente catalanes, todos elaborados con productos frescos. Entre sus platos, destaca la fideuá con sepia, calamar, langostinos, berberechos y almejas, su morro de bacalao a la brasa o su cazuela de pies guisados al moscatel con judías del ganxet y picada de carquinyolis. ¡Y no os olvidéis de probar el típico pan de coca de la zona, si no lo habéis hecho ya!

Caldes d’Estrac y su restaurante a pie de playa: Sotavent

El Sotavent Restaurant Platja de Caldetes es un restaurante marinero situado en un entorno idílico como es la playa de Caldetes. Un restaurante donde la protagonista es la cocina de mercado de alta calidad, además de su situación privilegiada a escasos metros del mar. Sus especialidades de arroces, pescados y mariscos no te van a defraudar, y todos sus postres son espectaculares. Está abierto todo el día, por lo que puedes aprovechar la puesta de sol mientras tomas un gin tonic en su terraza. Es un verdadero espectáculo y un lugar perfecto  donde comer en Caldes d’Estrac

donde comer en Caldes d'Estrac

Sotavent Restaurant Platja de Caldetes

Caldes d’Estrac y sus restaurantes de gran calidad: La Tasqueta de Caldes

Este bar-restaurante destaca por su cocina fusión. De entre sus platos más solicitados, destacan su tartar de salmón, sus únicas tapas y sus raciones generosas de pulpo. Y no os olvidéis de hacer hueco para el postre: podréis probar helados de lo más singulares y deliciosos y tiramisús sabrosísimos. Por otro lado, su carta de vinos es extensísima y de gran variedad. Asimismo, si necesitáis un poco de cafeína durante el día, también tendréis a vuestra disposición una selección de los mejores cafés. En pocas palabras, la Tasqueta de Caldes es un lugar donde comer en Caldes d’Estrac de lo más ameno, con una gran variedad y muy buena calidad.

Restaurant El Taller

Como última recomendación, no podíamos olvidarnos del Restaurant El Taller, una antigua carpintería convertida en un restaurante más que recomendable. Su especialidad son los caracoles y carne a la brasa con lámparas de forja. El restaurante se divide en tres zonas: el bar, amplio y acondicionado para tomar algo antes de probar los platos principales; el comedor, con capacidad para más de 100 personas; y el jardín, con un aforo de 40 personas aproximadamente y muy recomendable para las noches de verano. Sus platos estrella, y que no dejarán indiferente a nadie, son: los caracoles taller y caracoles Jordi, la espalda de cabrito a la brasa, su pesolada, sus alcachofas a la brasa y su bacalao con samfaina. ¡A cualquiera se le haría la boca agua!

 

¿Qué os han parecido nuestras recomendaciones? ¡Seguro que no podéis aguantar las ganas de probar alguno de los platos anteriores! Y recordad, si algún día visitáis El Maresme y os enamoráis del lugar, ¡no olvidéis que tenemos una amplia variedad de viviendas a estrenar! ¡Y recordad también que os comentamos hace poco los distintos y variados sitios donde comer en Sant Vicenç de Montalt!